Alimentación saludable: Previene el cáncer y es clave en su tratamiento

Alimentación saludable: Previene el cáncer y es clave en su tratamiento
28 febrero, 2018 vuelo6

Alimentación saludable: Previene el cáncer y es clave en su tratamiento

Estudios científicos demuestran que una alimentación saludable es clave para prevenir el cáncer y otras enfermedades crónicas.

El Instituto Nacional de Cáncer, indica que 35% de los tumores malignos tienen origen o están relacionados con factores alimentarios. Tanto así, que dichos factores son comparables al riesgo de cáncer que produce el tabaco.

Con este vínculo, se estima que un cambio de dieta puede reducir la incidencia global de cáncer en un 30% a 40%. Es decir, una alimentación saludable puede prevenir entre tres y cuatro millones de casos de cáncer en el mundo.

Más allá de prevenir, se ha comprobado que una alimentación saludable también aumenta las probabilidades de sobrevivir al cáncer.

Este reporte del Instituto Nacional de Cáncer, detalla la importancia de una buena alimentación para tratar el cáncer.

Draco cambió su alimentación para batallar el cáncer

Uno de los casos de cáncer más comentados en Puerto Rico, en años recientes, es el del cantautor de rock, Robi Draco Rosa. Durante su batalla contra el cáncer, Draco fue muy vocal y enfático acerca del rol de la alimentación saludable para tratar la condición.

Draco ha sobrevivido a dos tipos diferentes de cáncer. Como ha dicho públicamente, su clave ha sido la nutrición a base de plantas. La nutricionista Nena Niessen, quien también es sobreviviente de cáncer, guió a Draco en su cambio de alimentación. Juntos, escribieron el libro “El secreto de la vida a base de plantas”.

Entre sus recomendaciones, el libro presta especial atención al consumo de azúcares.

El problema de los azúcares

El azúcar en sí no es el problema. Después de todo, nuestro cuerpo la produce en forma de glucosa. Además, muchas frutas y vegetales naturalmente contienen azúcar, conocida como fructosa. El problema está en nuestros hábitos de consumo.

El hígado solo puede procesar cantidades limitadas de fructosa. Así evita que sea dañina para el cuerpo. Si se consume fructosa moderadamente, el hígado la almacena hasta que se necesite para energía.

Sin embargo, si se sobrecarga ese almacén, el hígado se ve forzado a convertir el azúcar en grasa. Cuando se sobrecarga continuamente de azúcar al hígado, este órgano se enferma y comienza a fallar. También se afecta la producción natural de insulina en el páncreas.

El mal funcionamiento de estos órganos está relacionado al desarrollo de enfermedades crónicas como las cardiovasculares, la obesidad, la diabetes y el cáncer.

La Organización Mundial de la Salud recomienda a los adultos no consumir más de 25 gramos de azúcar al día. Más o menos, el equivalente a 5 cucharaditas de las que se usan para endulzar el té. En Estados Unidos, la persona promedio consume unos 126 gramos diarios de azúcar; unas 5 veces más de lo recomendado.

Consumimos mucha azúcar sin darnos cuenta. Los alimentos procesados—incluyendo las bebidas—contienen grandes cantidades de azúcares que generalmente no identificamos.

Evita cualquier producto que contenga lactosa, maltodextrina, caramelo, almíbar, melaza, caña de azúcar y básicamente cualquier jarabe, incluyendo el jarabe de maíz de alta fructosa (high fructose corn syrup). Todos estos son formas en que los fabricantes “enmascaran” el contenido de azúcar en los alimentos.

En resumen, las células del cuerpo se nutren de tu alimentación. Cuando ingieres alimentos sanos, con alto valor nutricional, fortaleces las células de tu cuerpo. Como consecuencia, también se fortalece tu sistema inmunológico, responsable de batallar las enfermedades en tu cuerpo.

Presta atención a la forma en que te alimentas. Puede que descubras que tus patrones de consumo te ponen en riesgo de padecer cáncer o alguna condición crónica de salud. De ser así, considera cambiar tu estilo de alimentación a uno más sano.

0 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*