Nueve consejos para una vida saludable en el 2019

Nueve consejos para una vida saludable en el 2019
13 febrero, 2019 Bárbara Aponte

Nueve consejos para una vida saludable en el 2019

Este nuevo año 2019 decidiste mejorar tu salud y bienestar. Queremos compartir contigo nueve consejos simples para que lo logres.

1. Establece una dieta inteligente

Comencemos el 2019 con los macro y micronutrientes que nuestro cuerpo necesita para tener energía y estar en un peso adecuado y saludable. Esto no significa hacer dietas rigurosas de “pechuga y lechuga”, sino educarnos acerca de alimentos capaces de satisfacernos y nutrirnos al mismo tiempo.

2. Lleva una vida más activa

Debes hacer al menos 150 minutos semanales de ejercicio aeróbico, de moderado a intenso, o 75 minutos por semana de actividad aeróbica vigorosa. Aumenta la intensidad del ejercicio gradualmente. Añade ejercicios intensos de fortalecimiento muscular (levantar pesas o ejercicios con resistencia) dos veces a la semana. Intenta caminar largas distancias y utilizar menos el automóvil. Todo esto te ayudará a tener un mejor patrón de sueño, una mayor agilidad mental y un mejor estado emocional y físico.

3. Modera el consumo de bebidas alcohólicas

Según la Asociación Americana del Corazón, los hombres pueden consumir un máximo de dos bebidas al día y las mujeres una (una bebida representaría 12 onzas de cerveza o 4 onzas de vino). Beber más de estas cantidades te pone en riesgo de aumentar la concentración de grasas en la sangre, subir la presión arterial y causar fallo cardiaco.

4. Maneja el estrés

El exceso de estrés puede afectar significativamente nuestra salud física y emocional. Técnicas para reducirlo son:

  • Ventilar sobre tus preocupaciones
  • Llevar a cabo actividad física para liberar endorfinas y reducir tensión
  • Meditar de 10 a 30 minutos al día.

5. Mejora tu patrón de sueño

Dormir adecuadamente mejora tus hábitos alimenticios, tu ánimo, tu memoria y el funcionamiento de tus órganos, entre otros aspectos positivos. No dormir lo suficiente te lleva a ser menos productivo, afecta tu capacidad motora/sensorial y podría aumentar tu consumo calórico. Ahora, ¿cómo mejoramos nuestro patrón de sueño? Utiliza tu cama solamente para dormir, no utilices tu celular al momento de acostarte y trata de establecer un patrón de sueño donde duermas de siete a ocho horas diarias.

6. Deja de fumar

Dejar de fumar no solo mejora tu salud en todos los aspectos, sino que añade años a tu vida. Dejar de fumar no es fácil y por lo tanto necesitas un plan adecuado para lograrlo. Primeramente, reconoce el efecto negativo del tabaco en tu salud y analiza las razones de por qué fumas. Luego escoge un método realista que sea capaz de ayudarte a dejar de fumar (cese total, reducir paulatinamente, fumar menos veces al día, etc.). Dejar de fumar no es un proceso que debes enfrentar solo ya que existen múltiples grupos de apoyo que pueden ayudarte. Puedes llamar al 1-855-DEJALO-YA (1-855-335-3569) para más información y ayuda.

7. Mejora tu estado emocional

Los humanos somos mente y cuerpo; por ello nuestra salud emocional tiene un efecto directo en nuestra salud física. Por ello es tan importante manejar y hablar libremente sobre nuestro estado emocional y fortalecer nuestras relaciones con nuestros pares.

8. Define metas a corto y largo plazo

Muchas veces nos sentimos perdidos o que estamos estancados en la misma rutina. Todo esto tiene un impacto en nuestra salud física y emocional. Reflexiona sobre la persona que eres en estos momentos, en qué aspectos quisieras mejorar o cambiar y qué atributos quisieras fortalecer.   Luego establece un plan realista que te permita cumplir estas metas. De este modo tomas control de tu vida y estableces una mejor armonía entre quién eres y la persona que quieres llegar a ser.

9. Evita el abuso de drogas recetadas

Los analgésicos, opioides, sedantes, estimulantes y ansiolíticos figuran entre los medicamentos con el mayor potencial de uso incorrecto. Los signos y síntomas del abuso de estas sustancias dependen de la droga específica, pero pueden incluir estreñimiento, somnolencia, disminución de apetito, confusión, agitación, insomnio y problemas de memoria, entre otros. Si entiendes que estás abusando de alguna de estas sustancias, habla con tu médico.

0 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*