¿Qué órganos y tejidos del cuerpo humano se pueden donar?
4 diciembre, 2019 Génesis

¿Qué órganos y tejidos del cuerpo humano se pueden donar?

¿Sabías que podrías salvar 8 vidas a través de la donación de órganos y mejorar otras 50 a través de la donación de tejidos?

El impacto que podrías tener en otros cuando ya no estés en este mundo es sorprendente.

Tal vez pienses que es un tema un poco incómodo; sin embargo, el conocer las historias hermosas que experimentan los receptores, los donantes en vida y sus familiares, puede cambiar para siempre tu perspectiva sobre la donación. Descubres que no es más que un regalo de vida, el cual tú puedes hacer, como también recibir.

Sabemos que tienes muchas preguntas e inquietudes. Por eso compartimos aquí varios detalles interesantes sobre la donación.

¿A qué edad puedo convertirme en donante o receptor?

¡Nunca se es muy joven o muy viejo para ser donante o receptor! Realmente no existe un límite de edad para la donación. Hay casos que han involucrado desde bebés recién nacidos hasta personas de 90 años. Lo que importa es la salud y la condición de los órganos y tejidos al momento del trasplante.

¿Puedo ser donante si tengo alguna condición médica?

Si tienes una condición médica o historial de alguna enfermedad puedes ser elegible para donar tus órganos y tejidos luego del fallecimiento. Los médicos determinarán en el momento de la donación si esta es posible, ya que se realiza un estudio de funcionamiento del órgano y compatibilidad entre el donante y el receptor. Solo algunas condiciones impedirán que una persona fallecida sea donante, como el cáncer activo o una infección sistémica.

¿Qué se puede donar?

  • Los ocho órganos vitales: corazón, ambos riñones, páncreas, ambos pulmones, hígado e intestinos
  • Las manos y el rostro
  • Los tejidos: córnea, piel, válvulas coronarias, huesos, vasos sanguíneos y tejido conjuntivo
  • Médula ósea y células madre, sangre del cordón umbilical y células madre de sangre periférica

¿Cuál es la diferencia entre la donación de órganos y de tejidos?

Para viabilizar el trasplante de un órgano es necesario mantener al donante en unas condiciones hospitalarias determinadas, garantizar que el órgano no pierda su irrigación y hacer el trasplante en el menor tiempo posible. En cambio, la donación de tejidos no requiere la misma inmediatez, pero no deja de ser muy regulada.

Existen dos tipos de donaciones: en vida y después del fallecimiento

Una persona puede donar en vida: la médula ósea, un pulmón, un riñón, parte del hígado, del páncreas o del intestino. Además, puede donar amnios (capa interna de la placenta), sangre del cordón umbilical, sangre y huesos.

Después de fallecida, una persona puede donar: córneas, cartílagos, corazón, ambos pulmones, hígado, páncreas, piel, ambos riñones, hueso, intestino, venas, las manos y el rostro. Si es su deseo, también tiene la opción de donar el cuerpo entero a la ciencia para propósitos de investigación.

He aquí cómo la donación de órganos y tejidos beneficia a las personas que los reciben:

Córneas

  • Más del 95% de los beneficiarios recuperan la visión con ellas. Los donantes de córnea son universales y no necesitan ser compatibles con los beneficiarios.

Piel

  • Se puede usar como vendaje natural en personas con quemaduras graves y salva vidas al detener las infecciones.

Válvulas cardiacas

  • Salvan la vida de niños nacidos con defectos cardíacos y de adultos con válvulas dañadas.

Huesos

  • Ayudan a las personas con reemplazos de articulaciones artificiales o a quienes se les ha extraído hueso debido a una enfermedad o lesión.

Tendones

  • También se pueden donar para ayudar a reconstruir las articulaciones dañadas.

Mano y rostro

  • En el 2005 se realizaron los primeros trasplantes de mano y en el 2007 se hizo el primer trasplante de rostro. Desde el 2018 se han realizado menos de 200 de estos trasplantes en todo el mundo, pero hoy son los más impactantes y transformadores.

Células madre

  • Los adultos sanos entre 18 y 60 años pueden donar células madre. Para que un trasplante de células madre sea exitoso, el paciente y el donante deben tener un alto nivel de compatibilidad. Las tres principales fuentes de células madre son: la médula ósea, el cordón umbilical y la sangre periférica.

Sangre y plaquetas

  • Las reemplazamos continuamente. Si quisieras, podrías donar sangre cada 56 días y plaquetas cada mes. Es posible donar plaquetas sin tener que donar sangre, pues esta se puede devolver a tu organismo una vez se separan las plaquetas.

Tanto si es en vida o después de fallecer, el acto de donar es una decisión personal, llena de bondad. Es un regalo de vida que haces. Solo piensa, si dejas este mundo, ¿quisieras irte brindando una oportunidad de vida a alguien? Solo das lo que podrían darte a ti también.

Conoce más sobre este tema en la entrevista con Zorimar Betancourt. Para registrarte como donante entra a la página web Life Link o Administración de Recursos y Servicios de Salud.

0 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*